El Criticón

Opinión de cine y música

Perfect Sense


Perfect Sense, 2011, Reino Unido.
Género: Romance.
Duración: 92 min.
Dirección: David Mackenzie.
Guión: Kim Fupz Aakeson.
Actores: Eva Green, Ewan McGregor, Connie Nielsen, Denis Lawson, Stephen Dillane.
Música: Max Richter.

Valoración:
Lo mejor: Actores, dirección, fotografía. Precioso relato de amor con trasfondo muy original.
Lo peor: Altibajos en el ritmo. Le falta garra en los últimos minutos.

* * * * * * * * *

Perfect Sense es una producción independiente escrita por el danés Kim Fupz Aakeson y dirigida por el inglés David Mackenzie cuyo estreno llegó en 2011 en el festival de Sundance. Tras pasar por otros tantos festivales fue apareciendo en dvd, pero como es habitual en España no se sabe nada de ella. Parece que va camino de convertirse en una cinta de culto, es decir, de esas en los que la hemos visto nos preguntamos cómo un título tan llamativo y vendible fácilmente por su reparto no ha tenido el favor de las distribuidoras. Sí, es rarita, pero no hasta el punto de resultar difícil o ininteligible.

La historia versa sobre cómo se conocen y comienzan a enamorarse una mujer solitaria que está perdiendo la esperanza en encontrar a alguien con quien compartir la vida y un hombre en apariencia bastante cabrón con las mujeres (el clásico usar y tirar) pero que en realidad se comporta así por problemas sentimentales varios. Su unión les hará enfrentarse a conflictos tanto del pasado como del presente y les permitirá ver la vida a través de una nueva perspectiva. La relación gira además alrededor de un acontecimiento catastrófico: una epidemia está haciendo que la población mundial pierda paulatinamente los sentidos y tenga ataques de diversa índole (como ira o felicidad incontrolables). Este trasfondo atípico funciona (al contrario que la absurda invasión alienígena de la fallida Monster) como hipérbole para lanzar la historia de amor desde un ángulo distinto y analizar el comportamiento humano en condiciones extremas. Aunque algunas reflexiones son claras (la esperanza y lucha que nos hace salir hacia adelante mostrada con el restaurante lleno de clientes sin gusto y olfato), otras muchas se dejan para que el espectador desarrolle sus propias ideas.

La aventura amorosa lleva muy buen ritmo, los personajes resultan cercanos y sus emociones alcanzan con fuerza al espectador. Los dos actores principales, Ewan McGregor y Eva Green, están estupendos, esenciales a la hora de trasladar esa sensación de proximidad y credibilidad. El seguimiento de la pandemia, tanto en el círculo de los protagonistas (el restaurante, sobre todo) como en las escenas que muestran al resto de la ciudad e incluso del mundo, está bastante bien hilado, y si bien a veces parece discutible darle tanta importancia al exterior (los excesivos montajes de imágenes de alrededor del globo no son esenciales), otras veces aciertan de lleno: cuando el caos y la desesperación toman la ciudad el romance adquiere aún más intensidad.

La naturalidad, emotividad y belleza que desprende el relato lo ponen por encima de lo que se suele ver en el género últimamente, por no decir que su estilo arriesgado le otorga un aura única. Me tengo que remontar a Antes del amanecer y Antes del anochecer para poder citar una aventura romántica que me cautivara, aunque cierto es que Perfect Sense, aunque bien encaminada, no llega a tal nivel de perfección, pues a veces parece que a guionista y director se les escapa un poco el rumbo de la historia. Se producen pequeños altibajos en el ritmo, juegan con ideas narrativas que no parecen del todo acertadas (la voz en off no me convence, los citados montajes de fotos se descontrolan), y sobre todo el segmento final puede resultar algo predecible a partir de cierto momento y además, por eso de ser abierto para empujar al espectador a la reflexión, no contentará a todos.

La labor de dirección de David Mackenzie es francamente buena, y si bien a veces se deja ver la falta de dinero se apoya muy bien en una estupenda fotografía y en una música muy acertada y ofrece imágenes por lo general hermosas y en ocasiones bastante poderosas. Perfect Sense es una bella historia de amor narrada desde una perspectiva bastante curiosa que estoy seguro que llegará muy bien al espectador que acepte historias intimistas, reflexivas y también distintas, arriesgadas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: